Cuidado Producto

Mantenimiento: Preserva la integridad de tus zapatos de cuero

  1. Alterna entre varios pares de zapatos para evitar un desgaste excesivo en un par específico. Esto prolongará la vida útil de todos tus zapatos.
  2. Guárdalos en un lugar fresco y seco, lejos de la luz directa del sol y la humedad. Utiliza hormas para mantener su forma.
  3. Dedica tiempo a limpiar tus zapatos después de cada uso. Eliminar el polvo y la suciedad evitará que se acumulen y dañen el cuero a largo plazo.
  4. Utiliza una bolsa de tela para guardarlos.

Limpieza y protección: Mantén tus zapatos de cuero impecables

  1. Antes de aplicar cualquier producto, asegúrate de eliminar el polvo y la suciedad de la superficie del zapato. Usa un cepillo suave o un paño ligeramente húmedo para hacerlo.
  2. Opta por una crema de calidad que se adapte al color de tus zapatos. Las cremas a base de ceras naturales son ideales para conseguir un brillo duradero.
  3. Utiliza un paño limpio y suave para aplicar la crema en movimientos circulares. Esto ayudará a que la piel la absorba, nutriéndolo y mejorando su apariencia.
  4. Permite que la crema repose unos minutos para permitir que el cuero absorba completamente los nutrientes.
  5. Finaliza el proceso de pulido con un cepillo de cerdas naturales. Este paso ayudará a distribuir uniformemente el producto y a darle un brillo radiante a tus zapatos.

¿Cuánto tiempo duran los zapatos de cuero?

Los zapatos de cuero duran entre 3 y 5 años en buen estado con un uso regular. Si los utilizas todos los días para trabajar, su tiempo de vida útil se reduce a 1 año aproximadamente. Estos tiempos varían dependiendo del cuidado y el mantenimiento que reciben los calzados.

Charol

Mantener limpio con un cepillo suave o un paño.

No utilizar ningun tipo de limpiador o crema.

Es importante recordar que la superficie de charol es sensible a los rayones. Al ser un material pulido y brillante, las arrugas por el uso serán más visibles que en otros cueros.

Gamuzas y Nobuck

Utilizar un protector especifico para gamuzas, que impermeabilice el calzado, ya que ambos materiales son sensibles al agua.

Evitar el roce con prendas que tienden a perder color.